jueves, 20 de julio de 2017

Reseña: La mujer de papel - Rabih Alameddine



"Quizá piense que andaba distraída cuando me teñí el pelo de azul y, la verdad, las dos copas de vino tinto que me había tomado me despistaron, pero permítanme que les cuente...

Bastan unas pocas paginas de esta esplendida novela para acomodarnos todos en un viejo apartamento de Beirut y conocer a Aaliya, una mujer de unos setenta años con una historia que contar. La señora habla de su vida, pero qué vida...Años y años dedicados a leer los mejores libros y a traducirlos, sin soltar nunca su vieja chaqueta de lana, mientras en las calles de la ciudad retumbaban los ecos de una guerra sin fin.

Entrar en casa de Aaliya, estar ahí con ella y con sus vecinas, compartir su miedo, su valor y su sentido del humor, es una experiencia intensa. En estas páginas brilla el talento de Rabih Alameddine, un autor que con esta novela fue finalista del National Book Award y que acaba de ganar el Prix Femina 2016 a la mejor novela extranjera."

La mujer de papel es una historia interesante de clasificar. Por la sinopsis podemos pensar que es una novela histórica pero en realidad toca dos géneros. El primero sería la biografía. Aaliya, protagonista de la historia, cuenta su vida ( y la de personas cercanas a ella) de una forma muy natural y siempre advirtiendo al lector que su mente de setenta años puede no recordar todos los hechos perfectamente. De una forma muy resumida Aaliya nos cuenta los años de la Guerra Civil en el Líbano y como al durar tanto se llega en cierta manera a normalizar, cosa que por supuesto no quiere decir que no le afectare la guerra en mayor o menor medida. Y desde un punto igual de realista nos cuenta su vida como una mujer divorciada con un piso propio a la que su familia presiona para que abandone porque su hermanos varones lo "necesitan" más. Cuando digo realista me refiero a que la protagonista no es la típica heroína contra el sistema que al final triunfara (que eso personajes también están muy bien) si no que es una persona normal que crítica lo que no le gusta pero que prefiere vivir tranquila sin molestar a nadie y si que nadie la moleste.
Como he dicho La mujer de papel tiene dos géneros y el segundo aunque encaja perfectamente con la protagonista a veces puede ser un poco molesto para la lectura: el ensayo. Alameddine aprovecha la gran pero gran pasión de Aalyia para hacer todos los comentarios que puede sobre un montón escritores, músicos y (menor medida) pintores y por supuesto sus obras y criticar algunas técnicas literarias. Y es verdad que mucha de las cosas son interesantes (datos biográficos o puntos de vista diferentes de una obra) pero en algunas ocasiones (y el hecho de que esta escrito sin capítulos) parece que el libro es una excusa para hablar de otros autores.



En resumen, el libro es buena: te habla de Beirut (la ciudad de la protagonista), de su historia y de su cultura de una manera natural y sutil, el personaje principal no es particularmente malo y aunque no tiene un final definido (porque no se resuelve ningún problema) es un viaje ameno para seguir pero no lo recomendaría a las personas a las que le molesta las referencias en medio de una narración sobretodo si ocupan la mitad del libro. 

viernes, 14 de julio de 2017

Sense8 y los que piensan que la familia la forman solo hombre, mujer y niño(s) son homofobos y machistas.


Quiero hablar de Sense8 desde un punto de vista diferente al de la simple reseña analizando uno de los temas que mas me fascino de su segunda temporada: el concepto de familia.
Y solo quería centrarme en la serie pero debido a los comentarios homofobos que te encuentras en todas las entradas de cualquier periódico relacionadas con el colectivo lgtb+ y que sigue habiendo un asqueroso bus esparciendo su odio por ahí (y después hay gente que se atreve a preguntar porque hay día del orgullo) la entrada es un poco más general.
Como en la entrada anterior mencione hay convenciones sociales que hacen daño y una de las que más dañinas es la creencia de que solo existe un tipo de familia: la familia tradicional o los que muchos llaman incorrectamente familia normal. Es decir, la formada por marido y mujer y uno o más niños. Creer que solo existe ese tipo de familias es machista y homofobo. Sobretodo lo primero aunque se use más para invalidar el derecho de las personas homosexuales a formar una familia. Es machista porque se piensa que las mujeres y los hombres proporcionamos al niño cosas diferentes. Y no, las mujeres y los hombres no diferenciamos solo por tener (o querer tener) órganos sexuales distinto. Punto. Por tanto, un hombre puede criar perfectamente solo a un niño igual que una mujer puede cuidar perfectamente sola a un niño. El niño no va a carecer de nada porque lo único que se necesita para formar una familia es amor y respeto. Y eso no tiene genero ni sexo biológico.



Junto a este argumento esta otro igual de ruin y más homofobo que es que dado que los homosexuales no se pueden reproducir entre ellos no pueden tener hijos. Y esto es tan pero tan triste. Porque esas personas no saben lo que es verdaderamente la familia. Piensan en su familia como un liquido rojo, como algo que has creado tu (sin ningún tipo de esfuerzo porque mira que crear un bebe es fácil), como Frankenstein veía a su criatura (que no es precisamente el mejor ejemplo de relación padre-hijo) y no como una persona a la que querer y respetar incondicionalmente.

                                   

Y digo dos o más personas porque una familia no la formen dos adultos y chiquillos. Modern Family con todo los defectos que pueda tener muestra la realidad de mucha de las familias actuales siendo protagonista la familia con abuelos, tíos, padres gay y heteros, hijos sin relación de sangre y con relación de sangre que no se hace distinción entre si.  Porque eso es una familia: dos o más personas que se quieren y respetan.
En Sense8 hay varios tipos de familia aunque la que me hizo reflexionar sobre ellas fue la de Amanita. Amanita tiene una madre, tres padres, a su novia y a su mejor amigo como familia. Si, tiene tres padres. Y no se sabe quien es el biológico porque ni ella ni ellos han querido saberlo dado que da igual. La sangre no es una poción mística que te hace querer a una persona. Por eso, Amanita también incluye a Bug y a Nomi como familia. Y Sense8 también tiene ejemplo de que la familia biológica no siempre es la familia verdadera en Wolfgang,  Nomi y Sun. El padre, el tío y el primo de Wolfie son unos maltratadores que lo único que le han enseñado a él es violencia igual que la madre de Nomi que la maltrata psicologicamente, y el hermano de Sun la intenta matar y por tanto, ninguno de los tres tiene familia por lazo sanguíneo. Es más la hermana y el padre de Nomi (en muchísima menor medida) solo adquirieron el status de familia para Nomi cuando la empezaron a querer y a respetar.  Wolfgang encontró su familia en su mejor amigo Felix y Sun en sus compañeras de cárcel. Pero el caso más interesante es el de Daniela cuya familia es homofoba y por tanto quiere alejarla de Lito y Hernando por considerar que la pervierten. Y si no fuera por la homofobia interiorizada de las Wachowski, diría que Daniela tiene este fetiche con los gays (que si, también es homofobia) por culpa de que sus padres le "educaron" pensando que los homosexuales como algo prohibido. La familia biológica de Daniela ni la quiere ni la respeta por tanto su verdadera familia son Lito y Hernando. Y soy de las que consideran que los homofobos no deberían ser padres dado que no enseñan valores sino odio y en muchos casos si el niño nace con un orientación sexual o identidad de genero de la que ellos consideran correcta pueden hacer mucho daño y provocarles problemas graves al niño.


Series como Sense8, Modern Family, Las chicas Gilmore, Veronica Mars o Steven Universe pueden tener sus defectos (criticables por supuesto) pero hay que agradecerles que muestren la realidad de que existen más familias además de la que algunos han querido imponer y todavía siguen queriendo hacerlo paseando autobuses por casi la totalidad de países hispanohablantes gritando libertad cual William Wallace cuando lo que hacen no es ejercer su libertad de opinión sino incitar al odio hacia las verdaderas familias. Las que da igual que sean un padre, una madre y niño(s), dos padres y niño(s) o dos madres y un niño (s), una pareja sola, dos amigos, tío y sobrino, abuelo y nietos, tres padres y una madre o tres madres y un padre, que compartas sangre con todos o con ninguno o que la formen veinte o dos personas porque lo que importa es que sus miembros se quieran y se respeten, es decir, que no les importe la sangre, el genero, la raza o la orientación sexual. Porque esas cosas en una familia son completamente irrelevantes.


domingo, 9 de julio de 2017

Wonder Woman (y convencionalismo sociales)


(Spoilers)

Por mucho que nos guste pensar que hemos llegado a formar un ente independiente de los convencionalismo sociales la mayoría de ellos están tan interiorizados en nuestro psique que es muy difícil deshacernos e incluso pueden llegar a hacer daños. En mi caso, el convencionalismo que me ha tenido alejada de estos lares ya que me impedía escribir era el de no poder acabar la carrera en cuatro años. Tener que estar estancada un año (con suerte) haciendo lo mismo mientras lo demás ya han terminado me ha hecho caer en un convencionalismo que mucha gente tiene y del que yo pensaba estar inmunizada: "Si repites es que eres menos inteligente que los demás" también esta la variante de que "No te has esforzado lo suficiente por eso suspendes"a pesar de haberte esforzado lo suficiente. Y este convencionalismo de tener que terminar una carrera que se considera fáciles en cuatro años son círculos viciosos porque al sentirme inútil perdí la capacidad de estudiar y al no poder estudiar me sentía inútil y claro, no puede hacer otra cosa, como escribir en el blog, porque " que haces haciendo otra cosa aparte de estudiar. Así normal que no apruebes."
Lo que quiero decir con esta introducción, aparte de explicar un poco la ausencia, es que los convencionalismo son difíciles de extraer y pueden afectar una historia ya sea real o ficticia.
En el caso de Wonder Woman (2017) han habido dos convencionalismo que han impedido que la primera (buena) película de una heroína sobresalga de la media en cuanto adaptaciones de comics se refiere. Eso no quiere decir que  Wonder Woman sea una mala película pero si tiene elementos que la hacen resaltar menos de lo que el personaje merece.
El primero convencionalismo es el de película de superheroes. Este género suele tener una estructura que puede cambiar dependiendo si el personaje ya esta previamente presentado o no pero que de forma básica se resume en: superheroe vs supervillano. El problema con Wonder Woman es que ese convencionalismo la hace ser menos profunda de lo que podría ser. Una persona que se ha criado creyendo que debe proteger a la humanidad de un ente malvado pero que descubre que el ente malvado es en si la humanidad. Y que, a la vez, por sus vivencias con Steve y sus compañeros se haya dado cuenta que la humanidad también es un ente bueno. Pero no, es una película de superheroe y el convencionalismo dice que tiene que haber un villano al que derrotar aunque no tenga sentido porque si el Dios de la guerra es el que influye a los humanos para hacer el mal ¿como es que sigue habiendo guerras habiendo sido derrotado?. Y así pasamos de una película con temas más maduros a lo mismo de siempre.
Pero sin duda el peor convencionalismo es el de "no vamos a tocar ciertos temas polémicos por si la gente no viene a vernos". Quitando el hecho de nunca entenderé porque pedir igualdad es polémico, la Mujer Maravilla es un icono feminismo guste o no. Cierto es que ha habido interpretaciones del personaje tanto machistas como hembrista pero per se Diana Prince es feminista. No es extraño entonces que no cuestione porque en el mundo humano las mujeres no pelean. Ni siquiera es el hecho de que el personaje sea feminista sino que se ha criado en una isla donde las mujeres (incluida ella) luchan por tanto debería pedir explicaciones de porque las mujeres no pelean. Además de que no responda a las dos veces que mencionan que tiene poca ropa con un "¿por que es relevante la cantidad de ropa que llevo para luchar?". Si esta hubiera sido una película de cualquiera otra heroína me parecería genial , y en si, Wonder Woman es un gran paso para el feminismo en las películas: Tiene una directora y casi los mismos personajes masculinos como femeninos, pero no es suficiente respecto al personaje. Y no han querido poner cinco minutos (porque cuestionar lo que he mencionado arriba no duraría más que eso) por creer que el espectador no le va a gustar oír hablar de feminismo. A pesar de que la mayoría de los que se quejan del feminismo son los que después se vuelven locos porque a un personaje se le ha cambiado el color de piel cuando si a la Mujer Maravilla le quitas el feminismo deshaces parte de su personaje. 
Por seguir el convencionalismo de "las películas de superheroínas no triunfan" se ha pasado 13 años sin hacer uno. Wonder Woman ha roto ese convencionalismo y esperemos que en sus siguientes apariciones rompa los que le quedan. Porque hay convencionalismos que nos harán mejores si dejan de serlo.